Pequeños detalles

En la vida cotidiana tenemos detalles que nos rodean que muchas veces por verlos a diario no les damos el valor que tienen o el que quieras darle que a mi parecer es mucho mejor. En este caso voy a destacar las velas, desde pequeños estamos cansados de verlas pero pocas veces disfrutamos de ese momento tan maravilloso al que te transportan. Una vela puede hacer que una casa pase de ser fría a la más cálida o que una cena cena pase de ser una cena cualquiera a una muy especial.

Os invito a disfrutar de estas maravillosas joyas que hacen que cualquier momento pase a ser especial, no necesariamente tienes que estar celebrando algo, simplemente encender una vela, ponerse una copia de vino y disfrutar de un buen libro es uno de los grandes placeres al alcance de todos y que pocos disfruta, os invito a ello. 

Báilale a la vida

Anuncios